Actualidad Rioja Baja
Medio de comunicación para conocer lo que pasa en nuestra tierra

Un vecino de Ezcaray podría haber sido el causante del incendio Azarrulla

Agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza -SEPRONA- de la Guardia Civil en La Rioja, en el marco del «Plan de prevención contra los Incendios Forestales», ha desarrollado una investigación para esclarecer el incendio que se inició alrededor de las 21,30 horas del día 11 de septiembre, en el Monte de Azarrulla del término municipal de Ezcaray, que ha culminado con la identificación, localización e investigación de un vecino de la zona, al que se le han instruido diligencias como presunto autor de delito de incendio forestal.

El implicado en estos hechos que se enfrenta a pena de prisión de uno a cinco años y multa de seis a dieciocho meses, es un varón de 75 años y vecino de la zona, el cual es sospechoso de otros incendios ocurridos en años anteriores.

La zona quemada, de alto valor ecológico, estaba cubierta de arbolado, principalmente roble y encina, así como abundante matorral. El área de inicio del incendio se localizó en una zona de difícil acceso, con gran pendiente y con una gran dificultad para los medios de extinción, sobre todo en horario nocturno.

Las llamas arrasaron aproximadamente 8 hectáreas de monte, participando en la extinción del incendio numerosos efectivos de diferentes organismos –Bomberos, Guardia Civil, Retenes Forestales, Protección Civil y Técnicos de la Comunidad Autónoma-, con los medios aéreos y terrestres disponibles.

Una vez sofocado el incendio agentes del Seprona en calidad policía judicial específica en materia medioambiental, se trasladaron a la zona afectada para llevar a cabo una exhaustiva inspección técnico-ocular, que permitió comprobar que el fuego se originó en el borde de un sendero, muy próximo a la aldea de Azarrulla.

Las condiciones climatológicas que se daban la noche de los hechos, con vientos del sur, elevada temperatura y escasa humedad, provocaron que el incendio fuera considerado de alto riesgo.

La colaboración ciudadana fue primordial para poder identificar al autor de los hechos. El investigado, junto con las diligencias instruidas, ha sido puesto a disposición de la autoridad judicial.

También podría gustarte