Actualidad Rioja Baja
Medio de comunicación para conocer lo que pasa en nuestra tierra

El PP cree necesario de educar en valores como igualdad y el respeto para combatir la violencia contra las mujeres

El Presidente del PP de La Rioja, José Ignacio Ceniceros, ha insistido en la necesidad de educar en valores como la igualdad, el respeto y la corresponsabilidad desde las primeras etapas, también desde el ámbito familiar, para combatir la violencia de género”.

José Ignacio Ceniceros ha realizado estas afirmaciones hoy, día 25, junto a la Secretaria de Mujer de esta formación política, Celia Sanz, con motivo de la mesa de trabajo coincidiendo con el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

“Erradicar esta lacra es un reto pendiente que todos compartimos como sociedad y que no debe ser protagonista sólo días como hoy, sino los 365 días del año. Nos compete a todos y todos tenemos mucho que hacer”, ha subrayado. Respondiendo a esa tarea, ha explicado que el Partido Popular de La Rioja ha organizado durante esta semana varias mesas de trabajo, en Santo Domingo de la Calzada y Pradejón, donde profesionales del mundo de la educación, la psicología, el derecho o los servicios sociales que trabajan diariamente con mujeres víctimas de violencia han debatido sobre esta realidad.

Por su parte, la Secretaria de Mujer del PP de La Rioja, Celia Sanz, ha apuntado que las conclusiones alcanzadas en esos encuentros de trabajo se recogerán en un decálogo de compromisos que esta formación política incorporará a su proyecto para La Rioja. “Contar con un diagnóstico acertado de la realidad es fundamental para poder abordarla con una perspectiva real de lo que sucede”, ha señalado.

“Hoy ratificamos nuestro compromiso en la lucha contra la violencia contra la mujer y apoyo a las víctimas. El PP siempre ha estado ahí e impulsó el Pacto de Estado contra la Violencia de Género, que representa sin duda alguna el mayor compromiso de la sociedad contra la violencia de género”, ha recordado.

Celia Sanz ha puesto el acento en la necesidad de convertir a la educación en unos de los motores sociales que acelere el fin de la violencia de género, “la manifestación más cruel de la desigualdad”.

“Seguiremos condenando de manera radical esta violencia y apoyando a las víctimas de esta violencia, que se ha cobrado ya la vida de 37 mujeres este año, y de sus familias, porque no podemos olvidar que los menores también son víctimas”, ha finalizado.

También podría gustarte