Actualidad Rioja Baja
Medio de comunicación para conocer lo que pasa en nuestra tierra

BM Ciudad de Logroño, CD Promete, Sporting La Rioja… el COVID-19 altera y golpea al deporte riojano

Todos ellos han visto afectada su actividad en estas últimas semanas.

Casos, ingresos, incidencia acumulada, UCIs, brotes… el COVID-19 ha vuelto a instaurarse en nuestro día a día al igual que logró hacerlo hace ya seis meses. En aquella primera oleada arrasó con el ritmo y estilo de vida de todos, incluido el deporte, el cual bajó la persiana hasta nuevo aviso con más dudas e incertidumbres que verdades acerca de una posible vuelta segura a las competiciones.

Parecía que en junio y julio el “asunto” había quedado ya superado. Los casos eran ínfimos, la situación estaba bajo control y con las medidas de seguridad pertinentes nada parecía indicar que no se podría volver a la práctica deportiva aunque fuese con los protocolos necesarios para garantizar la salud de los deportistas. Pero agosto lo cambió todo. Los casos subieron y subieron y continúan haciéndolo en septiembre. La situación se ha extendido tanto que el deporte modesto – o al menos el no profesional a ojos del Gobierno – empieza a verse seriamente afectado por los casos de coronavirus.

EDF Logroño, BM Ciudad de Logroño, CD Promete y Sporting LR los más afectados

El primer equipo de la tierra en verse afectado de forma directa fue el EDF Logroño tras detectarse un caso de COVID-19 en uno de los integrantes del club. Todo suspendido y protocolos de seguridad para conocer el estado de salud de todo el equipo. Días más tarde, fue azotado el BM Ciudad de Logroño. A finales de agosto los de Miguel Velasco tuvieron que suspender sus entrenamientos y sus amistosos de forma temporal tras un falso positivo en el BM Sinfín días después de enfrentarse a el conjunto cántabro. El susto quedó en nada y se volvió a la normalidad.

Hasta esta semana, en donde han vuelto a verse afectados por el caso positivo de un contacto cercano a un jugador y que afecta a otros tres integrantes más de la plantilla. Por ello, se han visto obligados a cancelar sus entrenamientos, guardar cuarentena y a suspender su enfrentamiento liguero ante el BM Valladolid que debía disputarse en el día de hoy sábado.

A su vez, Sporting La Rioja y el CD Promete de balonmano y baloncesto femenino, respectivamente también han visto afectada su planificación por el coronavirus. Las chicas del Grafometal suspendido sus entrenamientos y actividades planificadas por el positivo de un contacto cercano. Hoy debían haber viajado a la localidad aragonesa de Tarazona para disputar un triangular contra BM Beti Onak y Schar Zaragoza. Además de dicho torneo, este hecho afectará al el inicio liguero previsto para el próximo día 26. El club riojano, que deberá estar en aislamiento preventivo hasta el 27 se septiembre, solicitará, logicamente. el aplazamiento del encuentro.

En el caso del CD Promete, las de Cesar Aneas, debían haber arrancado ayer viernes su temporada en la Liga Endesa Femenina ante el Quesos El Pastor de Zamora pero un caso positivo detectado en el club zamorano la pasada semana ha obligado a suspender y a aplazar el encuentro. Por el momento, el virus no ha golpeado a las celestes y su plantilla se mantiene sana tras confirmarse el negativo en COVID-19 del 100% de sus integrantes.

El resto de conjuntos y equipos de la región de las diferentes disciplinas deportivas, hasta la fecha, no ha visto trastocada su agenda ni su día a día por el coronavirus. Tan solo la UD Logroñés, antes de comenzar la pretemporada, detectó un caso en su disciplina que fue puesto en cuarentena y que ya se reincorporó al club en perfectas condiciones.

*Imagen de portada vía Pinterest. 

También podría gustarte