Actualidad Rioja Baja
Medio de comunicación para conocer lo que pasa en nuestra tierra

Segunda victoria a domicilio del CD Calahorra.

El CD Calahorra lo ha vuelto a hacer, hacer posible lo que sobre el papel parecía prácticamente imposible vencer al Sporting de Gijón B en Mareo tras haber caído derrotado la pasada semana por una abultada goleada ante el equipo asturiano recién ascendido, el UP Langreo.

Los riojanos vieron cara el partido al poco de dar comienzo gracias a un gol de Ubis que, de nuevo, volvía a marcar para el equipo rojillo punto esta vez el gol llegó de cabezaera el minuto 13 13 que hoy parecía traerle buena suerte a los rojillos ya que en su primera llegada se adelantaba en el marcador tuvieron que pasar 13 minutos más para que el marcador volviera a moverse en esta ocasión era Javi Barrio quién cabeceaba otro balón al fondo de la red punto sin llegar a la media hora de juego el CD Calahorra ya estaba por delante con dos goles de diferencia en el marcador.

Pero esto no había hecho más que empezar y el partido de hoy no estaba recomendado para corazones débiles. De nuevo,13 minutos después el Sporting de Gijón marcaba por mediación de Berto el 1-2 y, poco después, el árbitro señalaba un penalti en contra del equipo riojano. Era el minuto 46 pero Zabal, otra vez, salvaba a los calagurritanos deteniendo el penalti al filo del descanso.

Tres llegadas para los riojanos y 2 goles.

Durante la segunda parte el equipo calagurritano secó las ideas de los asturianos y dominó prácticamente el partido; pero el marcador no se movería hasta que un disparo lejano de Rodrigo en el 70′ le quitaba las telarañas a la escuadra de la portería de Mareo. 1-3 en el marcador; pero había que seguir dándole emoción al partido y el Sporting marcó cuando restaban 16 minutos para la conclusión del partido. 2-3, todo un mundo y muchos nervios se apoderaban de la zaga rojilla.

Y ahí, cuando arrecian los nervios y las fuerzas flaquean, los gritos de la afición hacen que todos los males se minimicen. Y de nuevo, esa afición que ni por un momento a lo largo del partido (como destacaban los medios locales ) había dejado de alentar y empujar a los suyos «con respeto educación y sin insultar a nadie» terminaron de conducir la segunda victoria a domicilio de los riojanos.

Al final, victoria, chorra, alegría y tres puntos para casa que acercan un pasito más la permanencia de los calagurritanos.




También podría gustarte