Actualidad Rioja Baja
Medio de comunicación para conocer lo que pasa en nuestra tierra

La Fundación Riojana de Apoyo a la Discapacidad amplia su plantilla y presupuesto hasta los 1,2 millones de euros

FRADIS ha atendido en 2023 a 670 personas con discapacidad, 439 mayores de edad y 231 menores tutelados por la Comunidad Autónoma

Tudelilla Cerveza

La consejera de Salud y Políticas Sociales del Gobierno de La Rioja, María Martín, ha visitado este miércoles, día 20, la sede de la Fundación Riojana de Apoyo a la Discapacidad (FRADIS) y presidido la reunión de su Patronato, en el que se ha aprobado su presupuesto para 2024 que asciende a 1.233.686,58 euros, la ampliación de la plantilla, así como la aprobación del plan de actuación para el próximo ejercicio.

La Fundación Riojana ha atendido a lo largo de este año a 670 personas, de las que 439 son mayores de edad y 231 menores tutelados por la Comunidad Autónoma. Por su parte, María Martín ha destacado el “empeño de los profesionales de FRADIS por prestar apoyo a personas con discapacidad que presentan dificultades para gestionar necesidades básicas en su vida diaria”.

La consejera de Salud y Políticas Sociales también ha destacado el aumento del número de personas usuarias y de la complejidad de los casos, por los que ha agradecido la dedicación del personal de la Fundación, mayoritariamente mujeres. “Cada día del año atienden a estas personas, que tienen grandes necesidades de apoyo e importantes carencias personales, familiares y sociales”, ha destacado.

Más recursos para seguir atendiendo a más personas
El aumento de la complejidad de las situaciones personales a las que se presta apoyo se debe a la existencia de problemas de salud mental, un proceso de envejecimiento notable y un aumento de las personas con discapacidad que precisan de apoyo en el ejercicio de su capacidad jurídica.

Entre 2010 y 2022 (último ejercicio cerrado) se ha incrementado un 49,8 % el número de personas atendidas y en el 76,1% el número de personas que residen en domicilios. De ahí que en la reunión se haya analizado el incremento de la actual plantilla de un educador social, un auxiliar para el área jurídica y un subalterno con carácter indefinido.

El 52% de las personas adultas con discapacidad protegidas por FRADIS tiene una enfermedad mental grave; el 19% presenta demencia o deterioro cognitivo; el 16% tiene discapacidad intelectual; el 8% tiene patología dual y el 5% tiene discapacidad física/psíquica o sensorial.

Por su parte, el 55% son hombres, la mayoría en la franja de edad de 41 a 64 años y el 45% son mujeres, la mayor parte de ellas entre 65 y 85 años. Respecto al lugar de residencia de las personas protegidas, el 64% vive en centros y el resto en domicilios. En cuanto a sus ingresos, el 98% cuenta con una pensión o prestación económica.

Toma de posesión de los nuevos miembros

En el Patronato de hoy han tomado posesión como nuevos miembros la propia Consejera, que preside el Patronato; la directora general de Dependencia, Discapacidad y Mayores, Ana Zuazo, como vicepresidenta; y como vocales, el secretario general técnico de la Consejería, Rafael Sáenz; la directora general de Justicia e Interior, Tania Sáez; la directora general de Salud Pública, Consumo y Cuidados, Eva Martínez; y el presidente de la Federación Riojana de Municipios, Jorge Loyo.

El Patronato de la Fundación Riojana de Apoyo a la Discapacidad ha aprobado el plan de actuación de 2024, que se concreta en cuatro actividades: medidas de apoyo a personas con discapacidad en el ejercicio de su capacidad jurídica; gestión de recursos; ayudas reintegrables y gestión de alianzas de voluntariado.

Además, se ha aprobado el presupuesto para 2024 de la Fundación de Apoyo a la Discapacidad, que este año supera 1,2 millones de euros, de los que casi 1,1 millones es aportado por el Gobierno de La Rioja. La secretaria del Patronato y directora de FRADIS, Amaya Domínguez, ha explicado las partidas más destacadas: los gastos de personal y la gestión de dos viviendas especializadas.

¿Qué es la Fundación Riojana de Apoyo a la Discapacidad?
La entidad se constituye en el año 2003 como entidad sin ánimo de lucro, por iniciativa pública, con personalidad jurídica propia y plena capacidad de obrar para el desempeño de los fines atribuidos, fundamentalmente, el ejercicio de la desaparecida figura de tutela y curatela de personas mayores de edad, cuando la autoridad judicial encomiende dicho ejercicio a la Fundación.

La Fundación promueve la sensibilización social para fomentar el respeto a los derechos de las personas mayores de edad con discapacidad que requieran de apoyos para el ejercicio de su capacidad jurídica, su mayor integración y normalización en la sociedad.

Además, tiene encomendada la guarda y protección de los bienes de personas menores en situación de desamparado tutelados por la Comunidad Autónoma de La Rioja.

El cambio Legislativo operado por la Ley 8/2021, de 2 de junio, por la que se reforma la legislación civil y procesal para el apoyo a las personas con discapacidad en el ejercicio de su capacidad jurídica, propicia un sistema de apoyos basado en el respeto a la voluntad, deseos y preferencias de las personas con discapacidad en la promoción de su autonomía.

La actuación se centra en diferentes aspectos:

Dimensión personal
• Atender y acompañar en sus necesidades: familiares, sociales, alojamientos, económicas, trabajo, ocio, etc.
• Seguimiento de las personas para detectar sus carencias, gestiones administrativas que precisan y tratamientos médicos.
• Procurar la mejora de la calidad de vida y bienestar de las personas.
• Velar por el respeto a sus derechos, así como propiciar un trato afectivo y humano, en la medida de cada posibilidad.

Dimensión patrimonial
• Administración de bienes y gestión individualizada de sus patrimonios.
• Búsqueda de recursos para cada persona y tramitar prestaciones y ayudas para garantizar su mejor bienestar.

De esta forma, y como Fundación pública, el objetivo es dar la respuesta más adecuada, con una atención especializada y permanente, además de gestionar las cada vez mayores dificultades y complicaciones sociales que surgen de la atención a las personas con discapacidad necesitadas de apoyo.

Además, la Fundación realiza diversas actuaciones por parte la entidad (asesoramiento, acompañamiento al juzgado, informe social, defensa judicial, etc.) para facilitar a la autoridad judicial la adopción de la medida de apoyo más oportuna.

También podría gustarte