Actualidad Rioja Baja
Medio de comunicación para conocer lo que pasa en nuestra tierra

El Ayuntamiento de Calahorra y el Gobierno de La Rioja firman una adenda para incrementar en 4.500 horas la atención a la dependencia.

Esta mañana el alcalde de Calahorra, Luis Martínez Portillo y el consejero de Políticas Sociales, Familia, Igualdad y Justicia, Conrado Escobar, han firmado el convenio de Servicios Sociales para 2018 por el que la ciudad recibirá 318.684,50 euros para el desarrollo de programas e inversiones destinados a una población de unos 23.000 habitantes.

«Este convenio es ligeramente superior al que firmamos en 2017, ya que hemos aumentado la cuantía en algo más de 28.000 euros, lo que representa un 10% más que el año pasado”, ha destacado Conrado Escobar a la vez que ha explicado que el incremento responde al aumento de horas de atención en el servicio de Ayuda a Domicilio para personas dependientes. “Hemos aumentado en 4.520 horas más, hasta la cifra de 27.120, las horas de atenciones directas para personas en situación de dependencia y eso nos ayuda a mantener la autonomía personal de nuestros mayores en su propio entorno, algo muy importante cuando hablamos de personas en edad avanzada y con escasa capacidad de movilidad”.

En lo que se refiere al servicio de comidas a domicilio, con el mismo número de comidas financiadas al 50%, se mantiene el nivel de atención de una comida principal diaria a personas en situación de vulnerabilidad y riesgo social. También continúa la financiación del programa de Intervención familiar y prevención específica del menor y, en el caso del importe de las ayudas de emergencia social y las dirigidas a evitar el corte de suministro energético, se ha ajustado a la demanda estimada por la entidad local. “Una amplia gama de programas que buscan la mejora de las condiciones de vida de las personas” ha remarcado el consejero.

Escobar ha agradecido la colaboración entre la Consejería de Políticas Sociales y el Ayuntamiento de Calahorra para ofrecer una cartera de servicios sociales adecuada. “Esta unión es el ejemplo más claro de cómo distintas administraciones trabajamos para mejorar la calidad de vida de los riojanos ya que garantizamos una atención social de calidad, adaptándonos a las necesidades existentes y a las demandas de los propios usuarios y de sus familias”, ha destacado.

Con este convenio el Gobierno de La Rioja ayuda a cubrir entre el 50% y el 80% del coste que suponen los programas de atención social de primer nivel dirigidos a colectivos vulnerables, como mayores, niños, mujeres, familias en riesgo y extranjeros”. En el caso de las ayudas de suministro energético, la aportación de la consejería cubre el 100% de las necesidades.

Por último, Escobar ha alabado el papel que desarrollan los trabajadores sociales ya que “ellos son quienes mejor conocen las peculiaridades de los usuarios y quienes nos transmiten las necesidades de la atención social.

También podría gustarte