Actualidad Rioja Baja
Medio de comunicación para conocer lo que pasa en nuestra tierra

Alberto Cordón homenajea a los fallecidos en Pradejón durante la pandemia

El artista pradejonero Alberto Cordón Cordón, tal y como anunció en pasadas fechas, ha llevado a cabo esta noche en recuerdo de todos 38 fallecidos, un acto performativo, en el que ha abandonado en las calles de su pueblo natal, Pradejón, diferentes escapularios (uno por cada uno de los fallecidos en el municipio durante éste año).

Estos escapulario han sido previamente realizados de forma manual, utilizando como imagen de ellos la fotografía y texto de la obra principal, y como elemento de unión, ha reciclado las gomas elásticas de las mascarillas utilizadas durante todos estos meses.

Esta performance forma parte de su última obra «Lagrimas sin derramar», una fotografía digital impresa sobre pañuelo de algodón con la frase bordada «Vive como si supieras que hay un final», con la que pretende hacernos recapacitar de lo deprisa que pasa la vida, además de homenajear a todas las victimas que nos ha dejado el año 2020. Además, se acompaña a la imagen de un texto escrito por José Antonio Costa:

 

¿Cuánto llorarías en mi funeral? ¿Cuántas lágrimas has derramado por perder a alguien?

Ese momento que todo lo vuelve oscuro, sin apenas luz, ese momento amargo que tanto cuesta tragar cuando te arrancan el corazón y lo meten bajo tierra, sin aire, sin oxígeno. No queda más que seguir caminando cada día y dejar unas flores en el suelo, unas flores que solo podrán marchitarse, en pocos días estarán secas y podridas, como el alma cuando duele tanto en ausencia de un corazón hecho trizas. Ese es el único consuelo, pensar que el alma volverá a florecer y volará libre después de morir, después del amargo recorrido en vida…

¿Para qué? ¿Qué legado has dejado?

Unas lágrimas con suerte.

¿Y qué si la muerte es prematura? ¿Y qué si no es el momento esperado? ¿Cuándo es el momento?

Ni la vida sabe de ello, ni tampoco la propia muerte, ambos ignorantes y a la vez despiadados, te llevan y te traen sin contar con nadie.

Todas formas de apagarse, todas formas de perdernos en el universo, todas formas de temer… Todas formas de coger fuerzas y seguir caminando.

Al final solamente queda un pañuelo sobre el que llorar y unas flores que plantar.

La obra fue expuesta en la exposición «Alégrame esas pascuas 2020» comisariada por Javier Díaz Guardiola, que se realizó durante los días 18 y 19 en Factoría de Arte y Desarrollo (calle Valverde 23, Madrid).

También podría gustarte